20/04/2009

EL HORIZONTE DE LA PACIFICACIÓN EN LAS NUEVAS COYUNTURAS DE NUESTRA SOCIEDAD

EL HORIZONTE DE LA PACIFICACIÓN EN LAS NUEVAS COYUNTURAS DE NUESTRA SOCIEDAD

El horizonte post-ETA está ahí, casi a la vuelta de la esquina, macerándose día tras día, tras la certeza de que ETA y su radicalismo autoritario no tienen sitio en la sociedad y tras la evidencia de que la aplicación de la Ley de Partidos va cercando al mundo de ETA y Batasuna y de que ello no genera el alboroto pronosticado, en fechas aún bien recientes, por algunas personalidades socialmente significativas, incluso del mundo eclesiástico. Pero ETA no acaba de irse y sigue manteniendo una idea falsa e imposible de lo que ha de ser su final, a tenor de sus últimos atentados y comunicados. No asume que se tiene que ir por su propia decisión unilateral e incondicionada. Y, mientras tanto, su entorno de apoyo se está quedando sin apenas espacio político por seguir subordinado a ETA y puede perder por completo el que aún tiene en las próximas elecciones municipales. ¿Se está imponiendo inexorablemente otro modelo de final definitivo de ETA tras el estrepitoso fracaso de los dos últimos intentos habidos? ¿En qué consiste tal modelo?